Saltar al contenido

Síndrome del respirador bucal

Niño respirando por la boca

El síndrome del respirador bucal se caracteriza por un patrón de respiración bucal o respiración mixta crónica.

¿POR QUÉ RESPIRA MI HIJO POR LA BOCA?

  • Por obstrucción anatómica o funcional que no permite el paso del aire. Por ejemplo, presencia de:
    • Hipertrofia de amígdalas palatinas
    • Vegetaciones adenoideas
    • Rinitis alérgicas
    • Sinusitis crónica
    • Desviación del tabique nasal
    • Pólipos nasales
    • Hipertrofia de cornetes
    • Asma y bronquitis
    • Inflamación de la mucosa por infecciones alérgicas
    • Por hábito. El niño respira por la boca como consecuencia de obstrucciones anatómicas o funcionales, que a pesar de haber sido eliminadas se ha establecido el hábito de respiración bucal convirtiéndose en rutina.

    CONSECUENCIAS DE LA RESPIRACIÓN BUCAL

    Alteraciones anatómicas y de los órganos fonoarticulatorios:

    • Cara alargada
    • Paladar alto y ojival
    • Problemas dentales y esqueléticos. Maloclusiones.
    • Nariz estrecha y con menos espacio en la cavidad nasal
    • Posición baja de la lengua
    • Incompetencia labial
    • Hipotonía en los labios y músculos faciales
    • Labio superior más delgado que el inferior
    • Labios secos y con alteración del color
    • Protusión del maxilar superior
    • Retrognatismo del maxilar inferior
    • Mala postura donde la cabeza se antepone al cuello y a la columna.
    • Muchas ojeras y cara pálida

    Alteraciones en el habla y el lenguaje:

    • Habla distorsionada afectando a sonidos como: /t, /d/, /l/, /n/, /s/, /r/
    • Alteración de la prosodia
    • Voz ronca y nasalizada

    Alteraciones en el oído:

    • Otitis
    • Pérdida auditiva
    • Disfunción de la trompa de Eustaquio.
    • Colapso timpánico

    Alteraciones en la alimentación y deglución:

    • Masticación incompetente
    • Problemas digestivos
    • Deglución atípica
    • Babeo excesivo

    TRATAMIENTO DEL SÍNDROME DE RESPIRADOR BUCAL

    Este síndrome requiere de un tratamiento multidisciplinar.

    • El logopeda realizará una evaluación completa y rehabilitará las funciones orales y faciales a través de Terapia Miofuncional. Derivará al otorrino en caso de que tenga alguna obstrucción nasal.
    • El odontopediatra realizará una evaluación completa del niño y decidirá si es necesario la colocación de una placa vestibular. Derivará al otorrino en caso de que tenga alguna obstrucción nasal.
    • El ORL constatará la causa de la obstrucción de las vías respiratorias y si requiere intervención quirúrgica para facilitar el paso del aire.
    Comparte: